Los empleados públicos fueron los ganadores en 2021: su salario aumentó más que el de los privados

Publicado el

spot_img
- Publicidad -

Según publica Clarín Ambos les ganaron a la inflación por poco. Los trabajadores informales fueron los grandes perdedores, con una suba de 40%.

Por: Ismael Bermúdez

En diciembre, en promedio los salarios aumentaron el 2,6% por debajo de la inflación del 3,8%, pero en el año cerraron con un alza del 53,4%, por encima del 50,9% de la inflación promedio , según los datos del INDEC.

Con esta mejora, los salarios compensaron en parte la pérdida de 2020 cuando aumentaron el 33% versus una inflación del 36,1%.

- Publicidad -

La mejora de 2021 no fue uniforme. “El Índice de salarios total registrado acumuló en los últimos 12 meses un aumento de 56,5%, como consecuencia de un incremento del 55,3% en el sector privado registrado y un aumento del 58,6% en el sector público”, dice el Informe del INDEC.

Así, el alza mayor del año pasado en el sector público compensa la mayor pérdida que tuvieron en 2020 con relación a los asalariados del sector privado.

En cambio, los asalariados no registrados tuvieron apenas un alza del 40,6%, poco más de 10 puntos por debajo de la inflación, aunque el INDEC aclara que “para la estimación del componente sector privado no registrado del Índice de salarios, el índice mensual construido a partir de la EPH tiene un rezago de 5 meses”.

La medición del INDEC considera que la mitad de los asalariados se desempeñan en el sector privado, un 30% en el sector público y el 20% en el sector informal.

Con estos valores, los salarios de los trabajadores registrado llegaron a fin de 2021 con el poder de compra de 2019, pero con un dato no menor: “desde el techo alcanzado en noviembre de 2017 (49 meses) los salarios acumulan una caída del 21,6% en promedio. Los asalariados registrados privados se encuentran en una ‘mejor’ posición, con una merma del 18%; los del sector público reflejan un ajuste del 22%, mientras que los asalariados informales sufren una caída del 31% en el poder adquisitivo desde esa fecha”, de acuerdo a la consultora LCG.

Para 2022 se presenta el mismo desafío, posiblemente más agravado que en 2020/2021 por las estimaciones que dan cuenta de una mayor inflación para este año.

En los primeros meses del año, como no hay casi negociaciones paritarias, es probable que los salarios pierdan frente a la inflación y recuperen a partir de abril-mayo con el cierre de buena parte de las paritarias.

En consecuencia la clave pasa por lo que se acuerde en las paritarias, en las negociaciones por empresa y lo que se resuelva, a partir de marzo, en relación al salario mínimo, vital y móvil que incide entre los trabajadores no registrados.

El Ministro de Trabajo, Claudio Moroni, planteó que las paritarias de este año deberían arrancar con una pauta del 40% con revisiones a lo largo del año si la inflación supera ese porcentaje.

Junto a la recaudación tributaria, el Indice de Salarios del INDEC y el RIPTE (salarios formales) de ambos el mayor, se utiliza para fijar el aumento trimestral de las jubilaciones, pensiones y prestaciones sociales. (Clarín)

Más Noticias

- Publicidad -

Queremos que seas parte de nuestra membresía colaborativa

Necesitamos tu suscripción para seguir construyendo información sin dependencia. Pero además podes disfrutar de manera exclusiva del Club de Beneficios de OPI Santa Cruz.

Más noticias