Cristina Kirchner condenada: el primer impacto será sobre el caso Hotesur

Publicado el

spot_img
- Publicidad -
El hotel Alto Calafate de la familia Kirchner - Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz

Según publica Clarín El durísimo fallo del TOF 2 en el juicio de la causa Vialidad suma presión a la Casación, que analiza si reabre o no aquel caso por lavado.

Por: Claudio Savoia

El fallo que en unos pocos minutos leyó el juez Jorge Gorini como presidente del Tribunal Oral Federal 2, escribió las primeras líneas de una nueva página en la historia, con la condena por corrupción de una vicepresidenta en ejercicio del poder. Pero debajo de ese primer golpe, entregó otras certezas que tendrán efectos en el futuro.

Para empezar, se trató de una condena durísima, luego envuelta de una breve explicación más fuerte todavía. Tanto Cristina Kirchner como Lázaro Báez, José López y Nelson Periotti recibieron la pena máxima para el delito de administración fraudulenta el perjuicio del Estado.

- Publicidad -

El monto de esas penas es la expresión aritmética de la gravedad que los jueces le atribuyeron a las maniobras ilegales que la vice y sus cómplices llevaron adelante durante los tres primeros gobiernos kirchneristas, junto con Néstor Kirchner hasta su muerte en octubre de 2010.

Esta sentencia fue unánime: los tres miembros del tribunal coincidieron en su interpretación de los testimonios y las pruebas exhibidos ante sus ojos durante tres años y medio de audiencias públicas. Aunque los fundamentos completos del fallo se conocerán el 9 de marzo, este dato complica la apelación de Cristina y los demás condenados ante la Cámara Federal de Casación, ya que deberán argumentar contra una mirada en la que coincidieron todos los jueces.

Por los mismos motivos, pero en sentido contrario, los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola tienen un punto de apoyo fuerte para su apelación: además de que las condenas por fraude al Estado fueron muy duras, uno de los tres miembros el TOF 2 también avaló la acusación por asociación ilícita, que no fue aplicada porque los otros dos la descartaron.

Andrés Basso consideró que había elementos suficientes para condenar a Cristina también como jefa de una asociación ilícita, una conclusión bastante razonable luego de la lectura de los fundamentos abreviados que difundió el tribunal al término de la audiencia.

Otra de las consecuencias clave del veredicto es el impulso que le dará a otras causas por corrupción que aún tramitan o vacilan en los escritorios de la Casación Federal.

La condena a Lázaro Báez por lavado de dinero en la Ruta del Dinero K -que podría ser confirmada en los próximos días-, tomaba como delito precedente la corrupción en la obra pública y la evasión fiscal. Ese primer término fue confirmado ahora por otro tribunal oral, y a su vez deja casi sin argumentos para no reabrir la causa por lavado a través de las empresas Hotesur y Los Sauces, de la familia Kirchner.

En esos dos expedientes, que se unificaron para su juicio oral, se investigó la “devolución” de parte del dinero acumulado gracias a los sobreprecios, retrasos y abandono de contratos de obras públicas por parte de Lázaro Báez, quien luego lo remitía a los Kirchner a través de alquileres de inmuebles y habitaciones de hoteles, por ejemplo.

La sentencia de este martes quita la palabra “supuesto” a los negociados que dieron origen al circuito de fondos ilegales presuntamente lavado con esos alquileres y otros acuerdos comerciales. Es una pésima noticia para Cristina y para sus hijos, más allá del mal trago por el juicio del caso Vialidad.

Hay más decisiones pendientes en las gateras judiciales. Y el ritmo con que van saliendo a la pista depende en buena parte de los antecedentes sobre los cuales se apoya cada uno de esos expedientes. En el caso Hotesur, además de la vicepresidenta, Máximo y Florencia Kirchner, también está acusado Lázaro Báez, su cliente favorito -o mejor dicho exclusivo- junto con el empresario K Cristóbal López.

Por eso, es un precedente muy importante la condena de este martes, ya que acredita el desvío de miles de millones de pesos hacia los bolsillos del dueño de Austral. Si ese dinero no tenía un origen legal, su empleo en el pago de alquileres, la compra o venta de terrenos y otras operaciones celebradas con la familia Kirchner serán inevitablemente actos de lavado.

Si la Casación recoge esta interpretación y anula el sobreseimiento sin juicio de los acusados dispuesto con una controvertida decisión del TOF 5​, luego deberá conformarse un nuevo tribunal para que organice el juicio, ya que dos de los magistrados originales -Daniel Obligado y el subrogante Adrián Grünberg- ya “prejuzgaron” votando que no había delitos que analizar. Su colega Adriana Palliotti, en cambio, opinó lo opuesto y podría integrar el tribunal que se haría cargo del caso.

Sea cuales fueren los nombres de los jueces -y siempre y cuando Casación reabra la causa, no olvidemos ese fundamental e inminente paso-, el tribunal que termine juzgando los supuestos delitos investigados en las causas Hotesur y Los Sauces comenzaría su trabajo con varios datos insoslayables y muy comprometedores para los acusados: la condena de esta semana por administración fraudulenta en perjuicio del Estado, y la condena a Báez por haber lavado 55 millones de dólares en la Ruta del Dinero K. Una carga demasiado pesada para la sapiencia y la imaginación del prestigioso doctor Carlos Beraldi, abogado de Cristina Kirchner. (Clarín)

Más Noticias

- Publicidad -

Queremos que seas parte de nuestra membresía colaborativa

Necesitamos tu suscripción para seguir construyendo información sin dependencia. Pero además podes disfrutar de manera exclusiva del Club de Beneficios de OPI Santa Cruz.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más noticias