- Publicidad -

Aumentar tarifas en dos años, bajar subsidios y derogar la ley “zonas frías” ampliada, el plan energético del think tank de la UCR

Según publica Clarín El Instituto Mosconi-Fundación Alem elaboraron un documento para los candidatos del radicalismo. Sugieren revisar las tarifas y que los clientes paguen los costos de las boletas de luz y gas en dos años.

Por: Martín Bidegaray

Suba de tarifas en dos años. Regularización y fusión de los entes reguladores  de las concesiones de electricidad  y gas (Enre y Enargas). Revisión de todos los proyectos en marcha. El Instituto General Mosconi y la Comisión de Energía de la Fundación Alem elaboraron un documento con recomendaciones de política energética para 2023-2027, de cara al próximo Gobierno. Sus propuestas están pensadas para los candidatos radicales, que forman parte de Juntos por el Cambio.

Gas, Inflación, Tarifas, Aumentos - Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz
Gas, Inflación, Tarifas, Aumentos – Foto: OPI Santa Cruz/Francisco Muñoz

“La reciente quita de subsidios eléctricos a los sectores N1 (de altos ingresos) probablemente ayudará al Gobierno a cumplir las metas del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI)”, según Alejandro Einstoss, economista jefe del Instituto Mosconi. El Ministerio de Economía se comprometió a reducir el peso de las subvenciones energéticas en el déficit fiscal. Debería pasar de 2,4% del PBI (alrededor de US$ 12.500 millones) que se registró en 2022 a un 1,9% del PBI (cerca de US$ 10.000 millones) en 2023.

“Por ahora, pareciera que esa reducción se está logrando, pero dependerá mucho de la evolución de la inflación y el tipo de cambio”, según Einstoss. “Entre un 85% y 90% del costo energético está en dólares. Una devaluación del peso frente al dólar implicaría que estas proyecciones (de alcanzar la meta con el FMI) se puedan complicar.

El Gobierno decidió dejarle el ajuste a las tarifas de luz y gas a sectores de ingresos medios a la próxima administración. Einstoss estima que ese proceso tomará dos años.

El cuarto mandato del kirchnerismo “repite los errores de los tres anteriores”, según explican Jorge Lapeña, Gerardo Rabinovich, Nicolas Gallo, Diego Grau y Pedro Albitos. Casi todos tuvieron algún paso por la función pública, les gusta la política y están en el radicalismo. “En estos tres años y medio hicieron lo mismo que antes: congelaron las tarifas, complicaron a las empresas, otorgaron subsidios que respaldan emitiendo y generando más inflación”, puntualiza Einstoss. Junto con Julián Rojo, son los dos economistas que elaboran informes técnicos todos los meses.

“Se requiere llevar adelante una revisión tarifaria y una focalización de subsidios. El norte será que los mismos serán para sectores vulnerables, quienes deberán acreditar su condición ya sea a través de bases de datos con las que cuenta el Estado Nacional o a través de un sistema de presentación espontánea con asignación de beneficios condicionados a la comprobación previa de los medios de vida”, dice el documento.

“El resto de la demanda deberá recorrer un sendero de recomposición que finalice con precios reconociendo la totalidad del costo de la energía consumida”; destacan. Sugieren que una “Revisión tarifaria Extraordinaria en electricidad y gas en los primeros 180 días”.

“La próxima gestión tiene que tener un plan energético, que cuente con el respaldo del Parlamento”, define Lapeña. El ex secretario de Energía y presidente del Instituto Mosconi dice que hay que derogar la ley de “zonas frías” ampliada. Esa norma disponía un beneficio de descuento en el gas para las provincias patagónicas, que son las mayores consumidoras y también productoras de ese recurso. Pero después se amplió y se llevó a distintos lugares del país. “Está basada en subsidios irracionales desde el punto de vista técnico por ser socialmente innecesarios y por conspirar contra la eficiencia energética”, critica Lapeña.

“Hay obras que no han probado hasta el presente su factibilidad integral”, dice Lapeña y allí pone desde Yacimientos Carborníferos Río Turbio (YCRT) hasta las centrales hidroeléctricas de Santa Cruz, pasando por el Gasoducto del Noreste Argentino.

Con respecto al fin de las concesiones hidroeléctricas -algunas de las cuales están caducando este año- proponen que vuelvan al Estado nacional. “Se fijará un nuevo sistema tarifario para la retribución de la energía generada por las hidroeléctricas…El Estado firmará contratos de operación y mantenimiento con el sector privado para cada una de las centrales”, es la posición de la comisión de Energía de la Fundación Alem. (Clarín)

spot_img

Suscribité al Newsletter

Más Noticias

- Publicidad -spot_img

Más Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí